Las cooperativas de la CCC

No comments

Conversamos con Jorge Mazzina, Secretario de la Federación de Cooperativas de Trabajo “René Salamanca” de la CCC, a la vuelta de una movilización que esta organización realizó el jueves 28 de enero en Capital Federal para reclamar ante el Gobierno Nacional por el atraso en los pagos y la paralización de las obras que realizan las Cooperativas de Trabajo de dicha organización, a nivel nacional y en nuestro municipio.
¿Cuál es la situación de las cooperativas de la CCC en la Matanza?
La situación para nuestras cooperativas desde los meses de setiembre-octubre del año pasado se viene agravando mes a mes, en los trabajos de agua, cloaca y vivienda. Hace una semana atrás pudimos terminar de cobrar los trabajos certificados en agua y cloaca del mes de noviembre del 2015; el gobierno anterior no giró los fondos antes de retirarse para el pago de las obras. En las de agua y cloaca, recién a mediados de diciembre giraron el 30% de lo que correspondía al mes de noviembre, lo que creó una situación difícil para nuestros compañeros ya que era el momento de las fiestas.
Realizamos unas reuniones con el Municipio en las cuales discutimos esto y logramos algún acuerdo para pilotear la situación y pasar las fiestas. La intendente nos dice que ellos están con el mismo problema, que también tienen cooperativas y que ahora son oposición, frente a lo cual por nuestra parte pensamos que tendrán que explicar qué hicieron durante estos 12 años apoyando una política que tuvo este resultado.
Si bien logramos un adelanto a fin de año del 50% de los trabajos realizados, con lo cual cubrimos los salarios, las obras quedaron paralizadas. Nosotros tenemos 13 certificaciones (trabajos realizados) del mes de noviembre y al día de hoy (principios de febrero) nos adeudan 10 de ellas. En ese momento no estaba el gobierno de Macri, esa es parte de la herencia kirchnerista que quedó y no tiene que caer sobre las espaldas de quienes hemos realizado los trabajos. Eso le hemos manifestado en las reuniones al gobierno municipal.
¿Y qué ocurre con el Gobierno de Macri?
Hasta ahora más allá de promesas, no ha resuelto nada. Por esa razón continuando con las jornadas de luchas del mes de noviembre y diciembre del año pasado, nos movilizamos el 28 de enero a las oficinas centrales de AYSA y del Ministerio de Infraestructura para reclamar la continuidad de las obras. En esas reuniones prometieron que no van a ir a un achique de las obras, veremos; la realidad es que hay compañeros que no están cobrando. Nosotros estamos alerta y si es necesario estaremos de nuevo en la calle, reclamando.
¿A cuántas cooperativas o a qué cantidad de trabajadores afecta esta situación?
En Matanza tenemos 7 cooperativas de agua y cloaca, de las cuales están trabajando 5, hace algunos años ya que no nos dan más obras y por lo tanto vamos rotando a los compañeros para que puedan trabajar todos por esas dos que están paralizadas y tenemos 10 cooperativas de viviendas, lo que hace en total 450 familias que están implicadas en las obras. Después tenemos 600 compañeros en el Programa Argentina Trabaja que como es un plan, medianamente cobran un ingreso miserable de 2.600 pesos, ninguna familia puede vivir con eso.
¿Cuáles son los reclamos puntuales desde el punto de vista del trabajo de las cooperativas?
Principalmente la regularización de los pagos y la continuidad de las obras. Por esos temas nos movilizamos el 28 de enero a Capital Federal. Este tema lo hablamos previamente con las autoridades municipales y, como están en la misma situación con respecto a sus cooperativas, nos proponen salir juntos para reclamar. Nosotros entendemos que los compañeros de otras cooperativas tienen los mismos problemas que nosotros, con ellos convivimos en los barrios, pero vamos a ser cuidadosos en cuanto a cómo nos movilizamos y con quién, porque están los tintes políticos y estas autoridades fueron parte y apoyaron durante 12 años lo que es hoy la herencia nefasta del kirchnerismo. Por eso nosotros el 28 nos movilizamos independientemente y hemos obtenido algunos logros parciales. En AYSA conseguimos que recibieran a una delegación de 12 compañeros cooperativistas y en la reunión logramos que se destrabara el 70 por ciento de los fondos que faltaban del mes de noviembre y la promesa de girar al municipio los fondos de diciembre para que podamos cobrar alrededor del 10 de febrero. También estuvimos en la Secretaria de Vivienda por las obras que tenemos paralizadas en Matanza por falta de los fondos de Nación; en la reunión los funcionarios reconocieron nuestro trabajo en cuanto al cumplimiento y la calidad del mismo, pero nos plantearon una demora de 30 o 40 días para pagar por problemas administrativos, a lo cual le respondimos que no estamos en condiciones de esperar tanto para cobrar un trabajo realizado hace meses. Si bien conocemos los tiempos administrativos y burocráticos, vamos a esperar unos días, pero saldremos en una nueva jornada de lucha para acelerar el giro de esos fondos.
¿Qué medidas debería tomar el gobierno para sostener y ampliar el trabajo de estas cooperativas ya que crean trabajo para miles de personas en el país? En el camino de crear trabajo genuino o sea en blanco con todos los derechos laborales como corresponde.
Nosotros en reuniones previas con integrantes de este gobierno y posteriormente a que asumieron le hemos hecho llegar propuestas en este terreno. Ellos dicen que van a continuar con la política de las cooperativas porque entienden que las cooperativas de agua, cloaca, vivienda o mejoramiento, son trabajos directos que le llegan a los compañeros, que son costos más bajos, etc. Eso lo repiten todos los gobiernos. Pero, en el momento de adjudicar las obras no aplican esa lógica ya que gran cantidad de las mismas se las adjudican a empresas privadas, algunas amigas y también por el “retorno” para los funcionarios. Te doy un ejemplo: nosotros construimos viviendas dentro del Programa Socio-Comunitario y las empresas en el programa Federal, las viviendas son las mismas en superficie y terminación, pero las que construyen las empresas tienen el doble de costo. Claro, a nosotros no nos pagan la obra social y otros derechos laborales y si lo hicieran igual le saldría más barato al Estado. Por lo tanto no resuelven el tema de garantizar el trabajo de las cooperativas todo el año y a través de ellas generar nuevos puestos de trabajo con la obra pública. Priorizan a las empresas por los grandes negociados que se realizan con los funcionarios.
Concretamente, conocemos empresas que licitan en el programa federal y una vez que se les adjudica la obra, lo terciarizan dándoselo a una cooperativa, generalmente del mismo tinte político, cosa absolutamente trucha e ilegal. Después está el famoso negocio de la re determinación de precios que significa que una empresa que tiene espalda financiera avanza con una obra con dinero propio, la paraliza por un año o dos y después vuelve a hacer un convenio con el gobierno y cobra un nuevo precio por ese material o trabajo realizado, lo que representa un negocio especulativo. Por eso se ve a veces obras paradas por cierto tiempo y no se terminan para entregarlas a los adjudicatarios. Nosotros construimos lo más rápido posible para entregar la vivienda a los compañeros que las necesitan.
Esta política del Estado y las empresas amigas tiene que terminar, creemos que hay seriamente que hacer una política que garantice el trabajo de estas cooperativas por medio de la obra pública. Nosotros seguiremos luchando por trabajo genuino y hacer realidad lo de “pobreza cero”.

No Comments Yet.

Leave a comment